Print this page

Falta planeación en pavimentación

Por:   Max Palomares 3 de septiembre de 2018

Algunos gobiernos las realizan sin  un estudio previo lo que ocasiona encharcamientos o las convierte en arroyos rápidos poniendo en riesgo la integridad de los ciudadanos


Los problemas de encharcamientos e inundaciones por lluvias en el Estado se deben a que los gobiernos han apostado al desarrollo de las vialidades sin considerar el drenaje pluvial por ser una obra que a simple vista no se ve  y que no generará tanto impacto, señaló Omar Mendoza Sañudo. 

El Secretario de Protección Civil Municipal en Álamos aclaró que invertir en las calles es bueno y necesario, sin embargo se necesitan hacer estudios que identifiquen el tipo de problema que tendrían al momento de una precipitación. 

“En Álamos y Nogales, por ejemplo,  siempre ha existido el problema pero ahora los mejoramientos de vialidades han convertido sus calles en arroyos rápidos,  así como se llenan se desfogan, pero se han llevado personas;  en Hermosillo una mujer saliendo de su trabajo fue arrastrada por el arroyo de una calle”, indicó. 

Reiteró que muchas veces los  gobiernos prefieren obras que se vean y les generen “puntos buenos” con la ciudadanía a invertir en temas como el del drenaje. 

“Se precipitan empiezan a poner calles muy bonitas, pero desgraciadamente el afectado a futuro sería el mismo usuario”, consideró. 

En el caso de Navojoa, dijo, basta con que llueva arriba de 25 mm para que se genere un caos y se vuelva imposible transitar en el área centro de la ciudad y lo mismo sucede en Álamos. 

“Tenemos que plantear la situación a las nuevas autoridades no queremos que nos pase lo de Nogales o algunas zonas de Hermosillo”, manifestó. 

Otra situación de riesgo  es que los ciudadanos construyen sus viviendas tomando los niveles de las calles y cuando vienen obras de pavimentación estas quedan debajo presentándose las inundaciones. 

“Debería el ayuntamiento marcar la pauta para que la Secretaría  de Obras Públicas  diga los niveles que deben tener las casas”, recomendó.                                          

“Ahorita tenemos afectaciones por lluvias normales hay que pensar en obras que realmente no se van a ver pero que en las lluvias la gente se dará cuenta que se mejoró;  final de cuentas si se invierte en calles pero no en un buen drenaje el agua terminará afectando la vialidad y sería una doble inversión”, agregó.

Notas relacionadas